Frecuencias de las actividades de mantenimiento

Las actividades de mantenimiento necesitan realizarse en un orden y con una frecuencia determinada para que se desarrollen bien el funcionamiento y una conservación de una zona en buen estado o en una situación determinada para evitar su degradación.

Las tareas de mantenimiento lo clasificamos en:

  • Actividades de mantenimiento diarias:

Actividades que se realiza diariamente y necesita un cuidado más frecuente para el desarrollo normal de un lugar. Y son:

  • Limpieza de zonas comunes interiores con barrido y fregado, eliminación de huellas en cristales, manivelas y polvo de elementos comunes.
  • Salida al exterior y retirada de basuras de los diversos contenedores en las zonas comunes.
  • Barrido de zonas comunes exteriores.

Actividades de mantenimiento semanales:

Actividades que se realiza cada semana y es menos frecuente pero necesario para que se lleve un control de las zonas comunes y su puesta en marcha de forma correcta. Y son:

  • Limpieza de suelos de rampas y WC del mismo.
  • Limpieza de contenedores de residuos y basura
  • Barrido de garaje, limpieza de papeleras y revisión de extintores y puertas de acceso.
  • Actividades de Mantenimiento semestrales:

Actividades que se realiza menos frecuente pero muy necesario a largo plazo para el correcto mantenimiento de las zonas comunes. Y son:

  • Limpieza de garaje, aspirado y fregado mecánico.
  • Pulido, abrillantado de suelos de zonas comunes y limpieza en profundidad de resto de pavimentos.
  • Actividades de Mantenimiento de temporada:

Actividades que se realiza en un tiempo determinado, en un momento concreto del año y el cual se necesita para un correcto funcionamiento de nuestras zonas comunes. Y son:

En temporada cálida (de mayo a septiembre):

  • Puesta a punto de la piscina, depuradora, limpieza del vaso de la piscina.
  • Mediciones diarias de calidad del agua, con utilización de productos necesarios para su mantenimiento.
  • Limpieza de suelos y sanitarios en aseos de piscina, y barrido y regado del recinto, con vaciado de papeleras.
  • Instalación de mobiliario, sombrillas, etc…
  • Servicio de puesta a punto de zonas ajardinadas, con reposición de plantas, sustratos, etc…
  • Revisión y puesta en marcha del servicio de riego automático.

En otoño se necesita una revisión y puesta a punto de maquinaria de calefacción y agua caliente.

Al principio de la primavera se necesita un plan de previsión y control de plagas utilizando procedimientos para evitar la aparición de plagas.

  • Actividades de Mantenimiento anuales:

Actividades que se realiza al año, sirve para hacer una revisión más exhaustiva del mantenimiento del lugar. Y son:

  • Revisión de sistemas de apertura y cierre automáticos de garaje, acceso de portales y sustitución de piezas deterioradas.
  • Revisión de porteros automáticos
  • Revisión de antenas y sistemas de telecomunicaciones.
  • Revisión de sistemas contraincendios.
  • Limpieza de arquetas y revisión de tuberías

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *